Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Seguridad y Prevención
Tamaño del texto

Cinturones de seguridad para niños mayores

​Los cinturones de seguridad son fabricados para los adultos. Los niños deben permanecer en una silla elevadora hasta que el cinturón de seguridad para adultos los sujete adecuadamente, generalmente cuando alcanzan los 4 pies y 9 pulgadas de estatura y tienen de 8 a 12 años de edad. La mayoría de los niños no van a caber en un cinturón de seguridad solos hasta que tengan 10 a 12 años de edad. Cuando los niños tienen la edad y el tamaño suficientes para usar los cinturones de seguridad del vehículo solos, siempre deben usar cinturones de regazo y hombros para la mejor protección. Todos los niños menores de 13 años de edad deben viajar en el asiento trasero.

Uso del cinturón de seguridad

El cinturón de seguridad para adultos se ajusta bien cuando:

  •  El cinturón de hombros descansa sobre la mitad del pecho y hombro, no en el cuello o la garganta.

  •  El cinturón de regazo​ queda bajo y apretado contra la parte superior de los muslos, no en el estómago.

  • Su hijo es lo suficientemente alto para sentarse contra el respaldo del asiento con las rodillas dobladas cómodamente sobre el borde del asiento sin sentarse encorvado y puede quedar en esta posición cómodamente durante todo el viaje.

Otros puntos a recordar al usar cinturones de seguridad:

  • Asegúrese de que su hijo no coloque el cinturón de hombros por debajo de su brazo o detrás de su espalda.
    Esto deja la parte superior del cuerpo sin protección y le deja más flojedad al sistema del cinturón, poniendo a su hijo en riesgo de lesión grave en caso de choque o una frenada repentina.

  • Nunca permita que nadie “comparta" los cinturones. Todos los pasajeros deben tener sus propios asientos o cinturones de seguridad.

Pregunta común:

He visto productos que dicen que ayudan a que el cinturón se ajuste mejor. ¿Debo comprarlos?

  • No, no se deben utilizar estos productos. De hecho, podrían interferir en el calce adecuado del cinturón, haciendo que el cinturón de regazo quede muy arriba en el estómago o que el cinturón de hombros quede demasiado flojo. Incluso pueden dañar el cinturón. Esta regla también se aplica a los asientos de seguridad para el automóvil; no use productos adicionales a menos que se suministren con el asiento o que estén aprobados específicamente por el fabricante del asiento. Estos productos no están cubiertos por ninguno de los estándares de seguridad federales, y la AAP no recomienda su uso. Mientras los niños viajen con la sujeción correspondiente para su tamaño, no se deben usar dispositivos adicionales.

Cómo comprar asientos de seguridad para automóvil

Cuando busque un asiento de seguridad para el automóvil, recuerde los siguientes consejos:

  • Ningún asiento es el “mejor" o el “más seguro". El mejor asiento es el que le quede bien al tamaño de su hijo, esté bien instalado, entre bien en su vehículo y se utilice adecuadamente cada vez que conduce.

  • No decida solamente por el precio. Un precio más alto no quiere decir que el asiento sea más seguro ni más fácil de usar.

  • Evite los asientos usados si no conoce la procedencia del asiento.

No use nunca un asiento de seguridad para el automóvil que:

  • Sea demasiado viejo. Busque la fecha de fabricación en la etiqueta. Consulte con el fabricante para averiguar durante cuánto tiempo se recomienda el uso del asiento.

  • Tenga rajaduras visibles.

  • No tenga una etiqueta con la fecha de fabricación y el número de modelo. Sin estos datos no puede averiguar si el asiento ha sido retirado del mercado.

  • No traiga instrucciones. Las necesita para saber cómo usar el asiento.

  • Le falten partes. A los asientos de seguridad usados para automóviles les suelen faltar piezas importantes. Consulte con el fabricante para asegurarse de poder obtener las piezas correctas.

  • Haya sido retirado del mercado. Puede averiguarlo llamando al fabricante o comunicándose con la línea gratuita directa de seguridad vehicular de la Administración Nacional de Seguridad del Tránsito en Autopistas ( National Highway Traffic Safety Administration , NHTSA) al 888-327-4236. También puede visitar el sitio web de la NHTSA (en inglés).

  • No use asientos que hayan estado involucrados en un choque moderado o grave. Los asientos que hayan estado involucrados en un choque menor podrían seguir siendo seguros para el uso, pero algunos fabricantes de asientos de seguridad recomiendan cambiar de asiento después de cualquier choque, incluso uno menor. La NHTSA considera que un choque es menor si cumple con todas las situaciones que se mencionan a continuación:

    • Se pudo conducir el vehículo desde el lugar del accidente.

    • La puerta del vehículo más cercana al asiento de seguridad para el automóvil no sufrió daños.

    • Ninguno de los pasajeros del vehículo salió lesionado.

    • No se activaron la bolsas de aire (airbags).​

    • No se observa ningún daño en el asiento de seguridad para el automóvil.

  • Si tiene una pregunta específica sobre el asiento de seguridad, contacte al fabricante.

Información adicional:​

 

Última actualización
2/24/2021
Fuente
Adapted from Car Seat Checkup (Copyright © 2019 American Academy of Pediatrics)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Síganos