Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
 
Problemas de salud
Tamaño del texto

Vacunas contra el COVID-19 durante el embarazo y la lactancia: preguntas frecuentes

Por Lisa M. Costello, MD, MPH, FAAP

Una pregunta que habitualmente me hacen los pacientes y amigos es esto: ¿La vacuna contra el COVID-19 es segura para las personas que están o quieren quedar embarazadas?

Yo personalmente me hago la misma pregunta y la respuesta es sí.

Mi esposo y yo nos vacunamos unos meses antes de que quedara embarazada. Y me di la vacuna de refuerzo durante mi embarazo.

Yo soy una de las cientos de miles de estadounidenses embarazadas que han sido vacunadas sin problemas de seguridad y tuve una hermosa niña en febrero.

Es normal detenerse a pensar sobre una decisión que lo afecta no solo a usted, sino también a otra persona. Decidí darme la vacuna de refuerzo cuando fui elegible durante mi segundo trimestre porque confío en el proceso. Confío en los ensayos de seguridad de la vacuna y en todos los expertos del comité asesor independiente que consideraron que la vacuna contra el COVID es segura.

Si está esperando para vacunarse o vacunar a su familia porque tiene preguntas o preocupaciones, le sugiero que hable con su pediatra u obstetra. Se sentirá mejor sabiendo que está tomando una decisión informada.

Mientras tanto, estas son algunas respuestas a las preguntas que me hacen con frecuencia.

¿Debería vacunarme si planeo quedar embarazada o ya lo estoy?

¡Sí! La vacuna es segura, eficaz y ayuda a proteger contra una enfermedad grave o la hospitalización por COVID.

Los beneficios de la vacuna durante el embarazo superan todos los riesgos conocidos y los posibles riesgos de la vacunación. Cuando decide vacunarse, se protege a usted y a su hijo.

¿Qué sucede si estoy indecisa y estoy pensando en esperar?

Esperar para recibir la vacuna es riesgoso. Si se contagia de COVID-19 mientras está embarazada, se puede enfermar gravemente. Una infección de COVID-19 también conlleva mayor riesgo de aborto espontáneo, nacimiento prematuro, nacimiento de niños muertos e incluso la muerte. Más de 29,000 personas embarazadas han sido hospitalizadas con COVID-19 y cientos han muerto, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades CDC (por sus siglas en inglés).

Algunos padres y madres nuevos se enfermaron tanto de COVID que no pueden estar con su bebé recién nacido o cuidarlo. He visto que esto sucede con algunas de las familias que atiendo y esto es devastador. Les recomiendo a todas las personas que estén indecisas que hablen con su pediatra u otros médicos expertos.

¿Las vacunas han sido estudiadas lo suficiente en mujeres embarazadas?

La vacunación contra el COVID-19 durante el embarazo ha sido estudiada a lo largo de la pandemia. Los médicos y científicos han estado controlando constantemente las vacunas contra el COVID-19 que se les administran a las personas embarazadas y todo el tiempo llega más información que confirma la seguridad de las vacunas.

¿Cómo sabemos que las vacunas contra el COVID son seguras?

El gobierno de Estados Unidos tiene cinco sistemas de control de seguridad establecidos para recopilar información sobre las personas estadounidenses embarazadas que están vacunadas. En uno de los programas, el Registro de embarazos y vacunación contra el COVID-19 V-safe, las personas embarazadas usan sus teléfonos inteligentes para informar sobre su salud después de haberse vacunado. A través de este registro, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) han controlado la seguridad de las vacunas contra el COVID-19 en decenas de miles de personas embarazadas.

En el Enlace de Datos sobre la Seguridad de las Vacunas (VSD, por sus siglas en inglés), los CDC y nueve organizaciones de atención médica en todo Estados Unidos controlan y evalúan la seguridad de las vacunas entre las estadounidenses embarazadas que deciden vacunarse.

¿Qué ocurre con las vacunas y la fertilidad?

Las vacunas contra el COVID-19 son seguras para las personas que quieren quedar embarazadas ahora o en el futuro. Miles de personas que han recibido las vacunas contra el COVID han quedado embarazadas después.

En un estudio (en inglés) de más de 2,000 mujeres de 21 a 45 años de edad y sus parejas se ha descubierto que la vacunación de cualquiera de estas personas no afectó la probabilidad de quedar embarazada. Los estudios en hombres vacunados muestran que el esperma no cambia después de la vacunación.

Si recibo una vacuna contra el COVID durante el embarazo, ¿también es seguro para mi bebé?

Sí. La vacunación durante el embarazo permite que su cuerpo genere anticuerpos que se pueden transmitir para proteger a su bebé. Los datos recientes de los CDC muestran que la vacunación durante el embarazo podría ayudar a prevenir la hospitalización por COVID-19 en bebés menores de 6 meses de edad. No hay evidencia de que las vacunas contra el COVID causen aborto espontáneo o nacimiento de niños muertos (por otro lado, la enfermedad del COVID puede causar esas cosas).

¿Puedo amamantar después de recibir la vacuna contra el COVID?

Sí. Puede amamantar en forma segura después de recibir la vacuna. Estamos aprendiendo que se pueden transmitir al bebé los anticuerpos protectores a través de la leche materna de una persona vacunada. Me reconforta pensar que le estoy transmitiendo algo de inmunidad a mi hija a través de la lactancia materna. De esta forma la puedo proteger hasta que sea elegible para la vacuna contra el COVID.

¡Estoy convencida! ¿Yo o un miembro de la familia nos podemos vacunar en el consultorio de nuestro pediatra?

Muchos consultorios pediátricos tienen la vacuna contra el COVID-19 y algunos pueden vacunar a toda su familia. Comuníquese con su pediatra para ver si ofrece la vacuna contra el COVID-19. Si no la ofrece, visite vaccines.gov para encontrar un lugar de vacunación cerca de donde se encuentra. Y si tiene otras preguntas acerca de recibir la vacuna contra el COVID mientras está embarazada, hable con su obstetra o pediatra.

Recuerde

Conversar con un profesional de atención médica en el que confíe puede ayudar a que tome la mejor decisión.

Más información

Acerca de la Dra. Costello

Lisa M. Costello, MD, MPH, FAAP, que en la fotografía anterior aparece con su bebé, es una residente de West Virginia de toda la vida. La Dra. Costello es profesora auxiliar en el Departamento de Pediatría de la West Virginia University (WVU) y pediatra hospitalaria en el Medicine Children's Hospital de la WVU. Actualmente trabaja como presidenta electa de la Asociación Médica del estado de West Virginia, última expresidenta del Grupo de West Virginia de la American Academy of Pediatrics y es integrante de la Junta Directiva de Programa de Seguro de Salud para Niños de WV. También es asesora de la Oficina de Salud Pública del Departamento de Salud y Recursos Humanos de WV durante la respuesta a la pandemia del COVID-19 y médica principal para el Centro de Información Conjunta dentro del Grupo de Trabajo Conjunto entre Agencias de West Virginia para el COVID-19.

Este recurso cuenta con el respaldo de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) del Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE. UU. (Department of Health and Human Services, HHS) como parte de una concesión de asistencia financiera por un total de $500,000 con financiación de 100 % de los CDC/HHS. Los contenidos pertenecen a las autoras y no representan necesariamente las opiniones oficiales ni el respaldo de los CDC/HHS o el gobierno de los EE. UU.

Última actualización
7/11/2022
Fuente
American Academy of Pediatrics (Copyright © 2022)
La información contenida en este sitio web no debe usarse como sustituto al consejo y cuidado médico de su pediatra. Puede haber muchas variaciones en el tratamiento que su pediatra podría recomendar basado en hechos y circunstancias individuales.
Síganos